24 de abril de 2013 / 21:50 / en 5 años

Brasil cambia política de reservas de granos en medio de inflación, escasez maíz

* Brasil intenta abastecer de maíz regiones remotas

* Economistas dicen venta de trigo, arroz no ayuda a la inflación

* País necesita mejorar almacenamiento, infraestructura de transporte

Por Caroline Stauffer

SAO PAULO, 24 abr (Reuters) - El Gobierno de Brasil está cambiando la forma de decidir respecto a la compra y venta de granos en sus reservas públicas, dándole voz al Ministerio de Hacienda en la política agrícola mientras batalla una persistentemente elevada inflación.

El nuevo consejo que reúne a tres ministerios trabaja principalmente para garantizar que haya reservas de maíz suficientes, luego de que una sequía en el noroeste causara la muerte de miles de vacunos, en un año en que Brasil cosechó una cantidad histórica de maíz, dijo el secretario de política agraria del país.

Sin embargo, el nuevo consejo de reserva, conocido como CIEP, también puede influir sobre los precios locales al comprar o vender granos en el país, uno de los mayores productores y exportadores del mundo de soja y maíz, pero que importa trigo y arroz, dijo.

“Estamos discutiendo el arroz en el sur del país, una venta de parte del Gobierno podría ayudar a estabilizar los precios”, comentó el secretario Neri Geller durante una entrevista telefónica.

Brasil ha tenido problemas manejando sus bolsas de alimentos en el pasado debido a un acopio y caminos insuficientes. La infraestructura no se ha desarrollado a la par del aumento en la producción de granos de los últimos años.

Brasil vendió 98.139 toneladas de trigo en marzo y abril, dejando al país con reservas relativamente bajas de 389.321 toneladas según datos del sitio electrónico de la agencia de abastecimiento de cultivos Conab.

No obstante, economistas tienden a dudar del impacto de esas ventas sobre la inflación, que superó el límite de la meta a 12 meses del banco central en marzo, principalmente debido a la escasez de cultivos perecederos como el tomate y las cebollas.

“Un aumento en los precios causado por grandes problemas de suministro es muy difícil de limitar para cualquier Gobierno”, dijo Francisco Pessoa, economista especializado en inflación de LCA Consultancy en Sao Paulo.

Aunque es improbable que el CIEP tenga impacto directo sobre la inflación a corto plazo, Pessoa dijo que un mejor manejo de las reservas junto a una necesaria inversión en bodegas y transporte ayudaría a limitar las variaciones de precios en el país a largo plazo.

Conab dijo la semana pasada que el Gobierno podría comprar hasta 4 millones de toneladas de maíz nacional este año, luego de que las reservas públicas cayeran a 500.000 toneladas.

Para responder al problema de reservas, el Gobierno dará incentivos al sector privado para construir más instalaciones de guarda mediante financiamiento a baja tasa, dijo Geller.

En años pasados, el Gobierno subsidió parcialmente el transporte hacia zonas difíciles de alcanzar mediante un programa conocido como PEP, y Geller dijo que no se descartaba retomar esas medidas para el noreste del país.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below