June 29, 2020 / 3:05 PM / 8 days ago

El Polo Sur aumentó tres veces su tasa global de temperatura de los últimos 30 años: estudio

BUENOS AIRES, 29 jun (Reuters) - En el Polo Sur, considerado el punto más frío de la Tierra, la temperatura está aumentando rápidamente.

Tan rápido, de hecho, que Kyle Clem y otros investigadores comenzaron a preocuparse y preguntarse si el cambio climático provocado por los humanos estaba desempeñando un papel más importante de lo esperado en la Antártida.

Los datos de temperatura muestran que la región desolada se ha calentado tres veces más que la tasa de calentamiento global en las últimas tres décadas hasta 2018, el año más caluroso registrado en el Polo Sur, informan los investigadores en un estudio publicado el lunes en Nature Climate Change.

Al observar los datos de 20 estaciones meteorológicas en toda la Antártida, la tasa de calentamiento del Polo Sur fue siete veces mayor que el promedio general del continente.

“El Polo Sur parecía estar aislado de lo que sucedía en el resto del mundo”, dijo Clem, quien ha centrado su investigación en la Universidad Victoria de Wellington en Nueva Zelanda en comprender mejor el clima antártico. “Pero, de repente, se intensifica con un calentamiento rápido, uno de los más fuertes del planeta”.

Clem y sus colegas querían explicar por qué el continente helado comenzó a calentarse rápidamente después de un período de enfriamiento durante los años setenta y ochenta: ¿fue la variabilidad natural? ¿O fue parte de la tendencia más amplia del calentamiento global causada por la actividad industrial humana?

La respuesta, encontraron, eran ambas.

El calentamiento del Polo Sur está en parte relacionado con el aumento natural de las temperaturas en el Pacífico occidental tropical que es impulsado hacia el sur por los ciclones en las aguas heladas del Mar de Weddell, frente a la península antártica.

Pero ese patrón, que se cree que es parte de un proceso natural de varias décadas, explicaba solo parte de la tendencia al calentamiento. El resto, dijeron los investigadores, se debió al cambio climático.

“El resultado final es un calentamiento masivo”, dijo Clem, aunque reconoció que es difícil determinar exactamente cuánto influyó cada factor. Con registros de temperatura para el Polo Sur que datan desde hace solo 60 años, el clima de la región es difícil de comprender.

AÚN HACE FRÍO

Los científicos han descubierto que los sistemas climáticos del Pacífico pueden influir en la Antártida occidental y la península antártica, donde el aumento de la temperatura del aire y del agua ya está causando el derretimiento del hielo.

Los investigadores observan de cerca el continente en medio de preocupaciones de que la pérdida de hielo conducirá a niveles más altos del mar en todo el mundo.

Lo que sucede más cerca de las costas antárticas tiene más influencia en este deshielo. Pero este nuevo hallazgo “significativo” de que el punto más austral del mundo también es vulnerable al calentamiento fue una sorpresa para Alexandra Isern, directora de estudios antárticos de la Fundación Nacional de Ciencias de Estados Unidos.

“Un área del planeta que creíamos que estaba muy aislada en realidad no está tan aislada”, dijo Isern.

Aún así, el Polo Sur aún no está en peligro de derretirse. “Estos cambios de temperatura son bastante sorprendentes, pero aún hace bastante frío”, dijo la climatóloga Julienne Stroeve, con sede en Manitoba, Canadá, mientras trabajaba para el Centro Nacional de Datos de Nieve y Hielo en Boulder, Colorado.

Las temperaturas en el Polo Sur, que se encuentra en una meseta helada a 2,4 kilómetros (1,5 millas) sobre el nivel del mar, generalmente oscilan entre -50 y -20 grados Celsius (-58 y -4 Fahrenheit).

Y hasta ahora, los cambios de temperatura no han sido lo suficientemente significativos “como para traducirse en una pérdida de masa” en el hielo en el interior de la Antártida, dijo.

Pero el nuevo estudio muestra que la Antártida está “despertando” al cambio climático, advirtió Stroeve. “Eso, para mí, es alarmante”. (Reporte de Cassandra Garrison; Traducido por Marina Lammertyn y Jorge Otaola; Editado por Ricardo Figueroa)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below