December 10, 2019 / 3:11 PM / 2 months ago

Hundidos en la incertidumbre: dudas comerciales ralentizan inversión, reducen ganancias en EEUU

WASHINGTON, 10 dic (Reuters) - Desde una planta de mezclilla en la zona rural de Georgia hasta un fabricante de altavoces de St. Paul, Mineápolis, la persistente incertidumbre sobre cuándo podrían terminar las guerras comerciales del presidente Donald Trump -si es que acaban- está confundiendo a muchos fabricantes estadounidenses.

La sólida base de consumidores está haciendo que la economía estadounidense funcione, pero las empresas están teniendo problemas para tomar decisiones cruciales de inversión y contratación por las dudas sobre las relaciones con los diez principales socios comerciales de Estados Unidos.

Solo este mes, Trump anunció aranceles más altos a las importaciones de acero y aluminio de Argentina y Brasil; amenazó con tarifas del 100% sobre productos franceses por valor de 2.400 millones de dólares; y se comprometió a aumentar los gravámenes a otros productos de la Unión Europea.

Mientras, aún persisten las dudas por el progreso en las conversaciones para resolver la disputa comercial de 17 meses con China y un acuerdo comercial firmado con México y Canadá aún está pendiente de ratificación por el Congreso.

“Nos estamos ahogando en la incertidumbre. Este juego de adivinanzas está enfriando la inversión, poniendo en espera los planes de contratación y sembrando el caos en el abastecimiento de toda nuestra industria”, dijo Steve Lamar, vicepresidente ejecutivo de la Asociación Estadounidense de Ropa y Calzado, cuyos miembros se han visto especialmente afectados por los aranceles a las importaciones chinas.

“Los Aranceles Perjudican al Corazón”, una campaña que reúne a más de 150 grupos comerciales, dijo que los consumidores y las empresas estadounidenses han pagado 42.000 millones adicionales por las tarifas desde el comienzo de la guerra comercial.

Basta con preguntar a Win Cramer, presidente de la firma JLab Audio. El fabricante de auriculares Bluetooth con sede en San Diego ha pagado millones de dólares en aranceles desde septiembre para evitar que los consumidores asuman el costo, dijo Cramer. Ahora, la reciente amenaza de Trump de imponer gravámenes aún más altos “me asusta muchísimo”.

“La incertidumbre hace que sea casi imposible tomar decisiones comerciales a mediano y largo plazo”, dijo. “Tenemos que tomar decisiones a corto plazo casi semana a semana, porque así de rápido está cambiando”.

FALTA DE CLARIDAD

Phil Marfuggi, presidente de Ambriola, una unidad del fabricante italiano de queso Auricchio SpA con sede en West Caldwell, Nueva Jersey, dijo que aplazó un gasto de 1,5 millones de dólares para dos máquinas de corte y empaquetado porque no está claro cuánto durarán los aranceles y si subirán más.

“Todo es especulativo. Realmente no puedes invertir en tu futuro”, afirmó tras pagar más de 350.000 dólares en aranceles en cinco envíos recientes de queso italiano, dinero que no podrá recuperar fácilmente. Marfuggi ha reducido los gastos de marketing y patrocinio en un 30%-40% para compensar las tarifas más elevadas, que han reducido sus ingresos en un 25%-30%.

El presidente de MISCO, Dan Digre, dijo que su compañía, que fabrica equipos de audio en Minnesota y tiene 100 empleados, pagó cientos de miles de dólares en aranceles a sus contrapartes chinas desde septiembre de 2018, en lugar de usar el dinero para lanzar una nueva línea de altavoces de alta gama que serían ensamblados en Estados Unidos.

“Probablemente nos haya retrasado dos años”, dijo Digre. “Me parece un error (...) Estamos gastando todo este tiempo y dinero tratando de lidiar con un problema que es más o menos autoinfligido”, dijo.

El gasto empresarial en Estados Unidos disminuyó por segundo trimestre consecutivo en julio-septiembre, ya que la guerra comercial erosionó la confianza. La actividad fabril se contrajo por cuarto mes seguido en noviembre, ante la caída de pedidos nuevos, y los ejecutivos de las fábricas prevén que los gastos de capital caerán un 2,1% en 2020 frente a 2019.

MÁS PROBLEMAS

En la Costa Este, Jeff Greenstein, presidente de Delta Cycle, una firma con sede en Boston que fabrica soportes para bicicletas, asientos acolchados y otros accesorios, dijo que redujo su presupuesto de marketing en un cuarto.

“Nuestras ventas son probablemente más bajas de lo que hubieran sido, nuestros márgenes se redujeron y definitivamente estamos gastando menos en publicidad”, dijo Greenstein. “Para una empresa de nuestro tamaño tener cinco o seis cambios de precios en un año es directamente una pérdida de tiempo”.

Para Mount Vernon Mills (MVM), un fabricante de tela para vestuario con sede en Carolina del Sur, la incertidumbre sobre la aprobación del Congreso de un nuevo acuerdo comercial entre Estados Unidos, México y Canadá ha generado dudas sobre las inversiones en nuevos equipos de automatización.

La empresa, fundada en 1847, produce casi 70 kilómetros de mezclilla y otras telas cada año, sobre todo en ciudades rurales de Georgia como Trion y Alto. La mayoría se envía a México para convertirse en jeans y otras prendas de vestir, que luego se envían para su venta a los consumidores estadounidenses.

Scott Deitz, vicepresidente de Kontoor Brands de Greensboro, Carolina del Norte, uno de los principales clientes de MVM, dijo que el precio de los jeans Wrangler y Lee que produce en México podría aumentar en 10-15 dólares si Trump cumple con su amenaza de cancelar el actual Tratado de Libre Comercio de América del Norte si el Congreso no aprueba el acuerdo de reemplazo.

El presidente de MVM, David Hastings, aseguró que el estancamiento durante todo el año ha congelado la inversión de sus clientes y podría aumentar el interés en trasladar la producción de América Latina a Asia y otros lugares, una medida que plantearía enormes desafíos para su empresa. (Reporte de Andrea Shalal; editado en español por Carlos Serrano)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below