April 12, 2020 / 9:51 PM / 4 months ago

Desde una iglesia vacía, cardenal de Venezuela celebra misa de Pascua en Instagram

CARACAS, 12 abr (Reuters) - El cardenal venezolano Baltazar Porras ofició el domingo la misa de Pascua en una iglesia vacía, en un servicio que fue transmitido por la red social Instagram en medio de la cuarentena dispuesta en la nación sudamericana por el coronavirus.

De pie ante 510 asientos vacíos en la iglesia del Inmaculado Corazón de María en un exclusivo barrio de El Rosal, en Caracas, tres colaboradores transmitieron las palabras de Porras, usando cuatro teléfonos celulares y una pequeña tableta.

Una situación similar se ha venido presentando en países de América Latina, que concentra el mayor número de católicos del mundo, por las medidas de distanciamiento social que impiden los servicios religiosos tradicionales.

“Yo estoy como muchacho chiquito con juguete nuevo”, dijo Porras, de 75 años, sobre el nuevo uso de las redes sociales. “Me ha tocado (...) ver las enormes posibilidades que esto nos ofrece con unos simples celulares”, dijo a Reuters.

El cardenal y otros líderes de la iglesia estaban preparando otra transmisión de Instagram en la que planeaban hacer contacto virtual con un cardenal en Perú.

Venezuela está en cuarentena desde hace un mes. El presidente Nicolás Maduro extendió el sábado la medida por 30 días más para contener la propagación del virus.

Sofía Fernández, de 58 años, abogada, vio la misa con su esposo, Raúl Rodríguez, un consultor administrativo y oficial retirado de la marina, en su apartamento en Caracas con un teléfono colocado sobre una mesa junto a un crucifijo de madera.

“Recibir la misa en el teléfono es algo que nos ha permitido alentar nuestro conocimiento de la fe”, dijo Fernández, con una mascarilla blanca para protegerse del nuevo virus.

La semana pasada, las autoridades permitieron una versión limitada de la procesión del Nazareno de San Pablo, un desfile de feligreses que Caracas ha celebrado por años, después que le atribuyeran a la imagen de Cristo el fin de una epidemia de peste del vómito negro o escorbuto.

En Argentina, muchas parroquias celebraron misas e incluso presentaciones de coros en internet en la semana previa a la Pascua.

El padre Guillermo Marcó, un sacerdote de la parroquia de San Lucas en Buenos Aires, que atiende principalmente a estudiantes universitarios, dijo que la misa virtual había ampliado su alcance desde que la ciudad se cerró hace unas semanas.

“Yo tengo más gente conectada en este tipo de misa”, dijo Marcó. “Lo que le brinda a la gente es una palabra de consuelo, de aliento para su ánimo”, agregó. (Reporte de Brian Ellsworth; reporte adicional de Johnny Carvajal y Carolina Cabral en Caracas y Cassadra Garrison en Buenos Aires. Editado en español por Marion Giraldo y Deisy Buitrago)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below