ACTUALIZA 1-Argentina flexibiliza importación temporaria de soja para impulsar ventas externas de derivados

lunes 18 de enero de 2016 18:11 ART
 

(Añade cita de representante de industria, detalles)

BUENOS AIRES, 18 ene (Reuters) - El nuevo Gobierno de Argentina flexibilizó el lunes el proceso de importación de soja para su molienda y posterior exportación, una medida con la que busca impulsar la industrialización y las ventas externas del principal proveedor mundial de aceite y harina de la oleaginosa.

La decisión del presidente Mauricio Macri, cuando la industria procesadora de granos opera con una ociosidad cercana al 30 por ciento de su capacidad, se suma a otras medidas reclamadas por el sector, como un recorte a los impuestos a los embarques de los derivados de la soja.

"Cuando el producto resultante a exportar sea aceite de soja, harina o pellets de soja, no se requerirá la inscripción en el 'Registro de Operadores de Soja Autorizados' (ROSA)" para la importación de la oleaginosa, señaló la resolución conjunta de los ministerios de Hacienda y Finanzas y de Producción.

En la práctica, el ROSA operaba como un límite a la compra de soja proveniente de vecinos como Brasil, Paraguay y Bolivia, productores relevantes a nivel global. Esa importación es clave para mantener la actividad de las plantas en enero y febrero, cuando escasean los suministros locales.

"La medida va en el sentido correcto. Los efectos se van a poder apreciar recién el año que viene, cuando se estima que se van a poder importar unos 3,5 millones de toneladas de soja de países vecinos", dijo a Reuters Andrés Alcaraz, gerente de comunicaciones de CIARA, el ente que representa a la industria.

La gestión de la ex presidenta de centroizquierda Cristina Fernández, que dejó el poder en 2015, tuvo fuertes choques con las empresas del sector en los últimos años, principalmente con acusaciones de evasión de impuestos por montos millonarios.

"La mayor parte de las empresas no era considerada confiable impositivamente por la AFIP (Administración Federal de Ingresos Públicos) y eso les impedía ser inscriptas en el registro ROSA y así no accedían a la admisión temporaria", dijo una fuente del sector agroexportador bajo condición de anonimato.

Gigantes agroexportadores a nivel mundial como Bunge, Cargill y Louis Dreyfus poseen plantas de molienda y puertos de exportación propios en el polo de Rosario.

Los agricultores locales están cerca de finalizar la siembra de la soja 2015/16, cuya producción sería de 55 millones de toneladas, según la Bolsa de Comercio de Rosario.

La nueva medida apunta a "impulsar la actividad agroindustrial y la generación de valor agregado en el Territorio Nacional, así como la plena ocupación de la capacidad industrial instalada", explicó el Gobierno en la resolución, publicada el lunes en el Boletín Oficial. (Reporte de Maximilian Heath y Maximiliano Rizzi, editado por Walter Bianchi y Silene Ramírez)