MUNDIAL-Brasil perdona paliza y celebra victoria alemana en final de Copa

domingo 13 de julio de 2014 23:06 ART
 

Por Stephen Eisenhammer

RÍO DE JANEIRO, 13 jul (Reuters) - En el momento en que Alemania marcó el gol de la victoria en el Mundial, el legendario Maracaná estalló en júbilo. Miles empezaron a cantar, pero lo que sonaba en el estadio era en portugués, no alemán.

La nación anfitriona celebraba que su clásico rival Argentina no levantaría el trofeo más anhelado en el fútbol. Usualmente ganar es todo, pero en esta ocasión ver a tu vecino perder fue casi tan bueno.

Esto fue de los más extraño pues Alemania había aplastado el sueño brasileño de ganar un Mundial en casa pocos días antes con una paliza de 7-1 que generó en el extenso país sudamericano un sentimiento de introspección.

Pero la rivalidad con Argentina es más profunda.

"Alemania le dio una gran alegría al pueblo brasileño", dijo Pedro Cozzolimo, un abogado de 27 años de Río de Janeiro. Estaba vestido con los colores negro y rojo que Alemania usó en la semifinal contra Brasil. "Gracias Alemania", gritó.

Otro brasileño fue mostrado en la pantalla gigante del estadio besando el emblema en su camiseta del Flamengo, que también es negra y roja.

Unos 100.000 argentinos habían llegado a Río para la final, muchos conduciendo unos 2.000 kilómetros sin una entrada o un lugar donde hospedarse.

Algunos acamparon en la playa de Copacabana, a otros se les permitió colocar carpas o dormir en sus vehículos en el Sambódromo de Río de Janeiro, donde se lleva a cabo el famoso desfile de carnaval.   Continuación...