MUNDIAL-Blatter, satisfecho con pedido de disculpa de uruguayo Suárez

miércoles 2 de julio de 2014 16:22 ART
 

RIO DE JANEIRO, 2 jul (Reuters) - El presidente de la FIFA, Joseph Blatter, se mostró satisfecho el miércoles de que el uruguayo Luis Suárez pidiera perdón tras morder a un rival en un partido por la primera ronda del Mundial, y dijo que espera que el delantero pueda volver a jugar pronto.

El incidente ocurrió en el último partido de la fase de grupos en el que Uruguay venció 1-0 a Italia por el pase a octavos. Cerca del final, Suárez mordió al defensor Giorgio Chiellini.

La FIFA sancionó al uruguayo prohibiéndole disputar nueve encuentros internacionales con su selección y vedó su ingreso a un estadio y cualquier actividad relacionada con el fútbol por cuatro meses, además de imponerle una multa por 100.000 francos suizos (unos 111.000 dólares).

"Lo que puedo decir en este caso que hemos recibido de ustedes también oficialmente las declaraciones del jugador Suárez, que dijo que finalmente él no está contento con lo que pasó", señaló Blatter en un evento en Río de Janeiro.

"El presentó su perdón a la sociedad del fútbol, esto también es fairplay", agregó el dirigente suizo.

Blatter destacó que espera que Suárez pueda continuar con su carrera sin nuevos inconvenientes.

"Esto también demuestra el carácter de un gran jugador de fútbol, y yo espero que pronto (pueda recuperar) una carrera en la cancha de fútbol", afirmó.

Esta semana, Suárez se disculpó y dijo: "me comprometo públicamente a que nunca volverá a ocurrir un incidente como este con mi intervención".

La sanción generó una ola de indignación en Uruguay, donde desde la afición hasta el presidente José Mujica, que insultó a los integrantes de la FIFA el domingo por el castigo, dieron un respaldo incondicional al delantero del Liverpool.

Blatter no quiso referirse a los comentarios de Mujica.

"El jefe de Estado es autónomo, es totalmente independiente (...) no puedo comentar a sus palabras", señaló. (Escrito por Javier Leira en Sao Paulo, editado por Patricia Avila)