MUNDIAL-Argentina debe aprovechar que la "suerte está de su lado", dice el astro Lionel Messi

martes 1 de julio de 2014 17:38 ART
 

Por Marcelo Androetto

SAO PAULO, 1 jul (Reuters) - El astro argentino Lionel Messi afirmó tras la agónica victoria sobre Suiza por 1-0 el martes que el Mundial "está para sufrir", y que la selección albiceleste debe "aprovechar" que la suerte está de su lado para seguir avanzando en su camino de terminar con casi tres décadas de frustraciones.

El jugador del Barcelona fue elegido el martes por la FIFA como el "jugador del partido". Messi ha ganado esa distinción en todos los partidos que su selección ha disputado en la Copa del Mundo.

Pese a que ante el conjunto suizo no consiguió marcar, a diferencia de los anteriores partidos, fue el artífice del tanto de Ángel Di María, a quien asistió tras una gran jugada personal cuando sólo restaban un par de minutos para que el duelo se definiera en la ronda de lanzamiento de penales.

"No sé si este premio fue merecido o no. Lo importante es que pasamos de ronda, que es lo que queríamos a toda costa. No hay partidos fáciles, se vio durante todo el Mundial", aseguró Messi.

"¿Cómo viví el partido? Me imagino que igual que todos los argentinos, por momentos con nerviosismo porque no podíamos hacer un gol y cualquier error nos dejaba fuera del Mundial. No queríamos llegar a los penales", agregó.

Messi afirmó que cuando tomó el balón pasada la mitad de la cancha cerca del final del tiempo suplementario pensó en hacer una jugada personal -de esas que tiene acostumbrado demostrar en el Barcelona-, pero que pudo ver a Di María muy buen ubicado y finalmente decidió darle el pase.

Tras el gol, Suiza tuvo una clara opción de igualar cuando un cabezazo de Blerim Dzemail pegó en el palo derecho del arco defendido por Sergio Romero.

"La suerte está de nuestro lado, hay que aprovecharla y seguir", afirmó Messi.

"Sabemos que todos los partidos van a ser muy igualados y que se van a ganar por detalles. Es un Mundial y no hay rival fácil", aseguró. (Editado por Manuel Farías)