5 de mayo de 2014 / 13:33 / en 3 años

MUNDIAL-Robben busca redimirse en Brasil tras decepcionante final del 2010

Por Philip O'Connor

5 mayo (Reuters) - Cuatro años después de la derrota en la final del Mundial contra España, el extremo holandés Arjen Robben viaja a Brasil en la cúspide de su nivel, tras dejar atrás algunos de los demonios que lo acosaron en los primeros años de su carrera futbolística.

El delantero de 30 años fue sinónimo de lesiones que iban desde rotura de ligamentos a una sospecha de cáncer testicular, así como de egoísmo e individualismo.

Pero en los últimos años se transformó en una de las figuras clave del Bayern Munich.

"Fue una buena temporada", dijo Robben a la televisión germana sobre su rol en la gesta del Bayern de conseguir el título de la Bundesliga en un tiempo récord. "Estuve en forma todo el año, y cuando estoy en forma doy todo".

La transferencia de Robben al Bayern en el 2009 ayudó a disipar gran parte de las críticas que acompañaron a sus primeros años de carrera en Inglaterra y España.

Pese a ganar títulos domésticos con el Chelsea y el Real Madrid, Robben nunca cumplió con las expectativas de ser uno de los atacantes más explosivos del mundo.

Su característica estrategia de correr paralelo a la línea de fondo desde la derecha para disparar un potente zurdazo con frecuencia resultaba en burlas de los hinchas, porque la mayoría de las veces el balón terminaba lejos del arco.

Pero con la transferencia al Bayern y la designación del Pep Guardiola como entrenador en el 2013, Robben ha mejorado enormemente y el dominio del club alemán en el último año no se ha limitado sólo a la escena doméstica.

Tras haber fallado un penal en la final de la Liga de Campeones del 2012 contra el Chelsea, Robben se redimió el año pasado al marcar en el último minuto frente al Borussia Dortmund en Wembley para darle al Bayern el título continental.

MUNDIAL

Pero Robben, que jugó 73 veces por su país y marcó 22 goles, ha tenido una experiencia mundialista accidentada.

Debutó en el Mundial de Alemania 2006 contra Serbia y Montenegro, pero Holanda fue eliminada en cal caer 1-0 ante Portugal en octavos de final.

Y en lo que parece un microcosmos de su carrera, llegó al Mundial de Sudáfrica 2010 lesionado.

Robben jugó solo 17 minutos en la etapa de grupos para después brillar en las fases eliminatorias.

Sus incursiones ofensivas fueron uno de los pocos puntos positivos en una adusta selección holandesa que rindió escaso homenaje al fútbol jugado por otros equipos nacionales en su historia.

Robben dijo después del torneo que se sintió abrumado por su fracaso en convertir en un mano a mano en la final contra España, que Holanda perdió 1-0 tras un tanto en tiempo extra de Andrés Iniesta.

Aunque en el último tiempo las señales de su fragilidad previa parecen haber desaparecido, siempre existe el peligro de que Robben pueda sufrir una lesión, ya que su explosivo estilo de correr lo predispone a tirones y desgarros.

Con el influyente mediocampista Kevin Strootman fuera del Mundial por una rotura de ligamento cruzado y Robin van Persie luchando contra un problema de rodilla, una lesión de Robben es algo que el técnico Louis van Gaal no se puede permitir.

Por su parte, Robben, que pidió que se incluya a Wesley Sneijder en el plantel mundialista, tendrá que afirmarse y tomar más responsabilidades si quiere que su selección levante la Copa del Mundo por primera vez en su historia en Brasil.

Y eso es algo que está en condiciones de hacer, como ha estado demostrando en el Bayern en las últimas dos temporadas. (Editado en español por Patricia Avila y Javier Leira)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below