ENFOQUE-En reorganización del Vaticano, Papa redefine roles

jueves 13 de marzo de 2014 15:34 ART
 

Por Philip Pullella

13 mar (Reuters) - Cuando fue electo un año atrás, el Papa Francisco prometió sacudir la burocracia del país más pequeño del mundo. Empezó desde la cima, reduciendo el alcance del otrora poderoso rol de secretario de Estado.

El cardenal que supervisa las relaciones del Vaticano con otros países fue el principal funcionario de la burocracia de la Santa Sede desde el siglo XVII.

En las últimas décadas, su rol acumuló cada vez más autoridad sobre finanzas y contrataciones, asimilándose a puestos como primer ministro y jefe de gabinete en la corte papal, así como el de principal diplomático.

Durante el mandato del retirado Papa Benedicto XVI, los críticos culpaban al entonces secretario de Estado, el cardenal Tarcisio Bertone, de no impedir los errores y escándalos que marcaron los ocho años del pontífice alemán como líder de la Iglesia Católica Romana.

Ahora, sin embargo, el Papa Francisco está reduciendo los poderes del cargo, orientando al departamento hacia la participación en asuntos diplomáticos, quitándole autoridad en temas de finanzas y dándole un papel menor en cuestiones internas.

El pontífice eligió a un diplomático parco -el cardenal Pietro Parolin-, que, según quienes lo conocen, es la antítesis de sus predecesores más recientes. El último trabajo del sacerdote, de 59 años, fue como nuncio, o embajador, en Venezuela, donde encabezó las delicadas relaciones del Vaticano con el fallecido presidente Hugo Chávez.

Bertone, y antes de él el cardenal Angelo Sodano, se trasladaban en limusinas junto a sus asesores. Parolin camina solo en y alrededor del Vaticano.

En una de sus primeras entrevistas, Parolin, a quien un periódico católico describió como alguien "ajeno al exhibicionismo clerical", dijo que los burócratas del Vaticano deberían ser "más evangélicos".   Continuación...