Pemex, interesada en campo argentino Vaca Muerta pero prioriza México: ejecutivo

jueves 5 de septiembre de 2013 15:51 ART
 

BUENOS AIRES, 5 sep (Reuters) - Pemex mantiene contactos con la argentina YPF para potenciales inversiones en el megacampo Vaca Muerta, pero se va a concentrar en su mercado local en el corto plazo, dijo el jueves el consejero de una unidad de la petrolera estatal mexicana.

YPF, nacionalizada el año pasado, ha mantenido conversaciones con varias petroleras en su búsqueda de socios para financiar el desarrollo de la formación patagónica, que alberga uno de los mayores recursos mundiales de hidrocarburos no convencionales.

Consultado sobre una posible asociación con YPF en Vaca Muerta, en el marco de un evento de hidrocarburos no convencionales en Buenos Aires, el ex subsecretario de Hidrocarburos mexicano Mario Budebo, consejero de Pemex Gas and Basic Petrochemicals, dijo que hay diálogo entre las compañías, pero que Pemex se va a concentrar en México en el corto plazo.

"Aunque hay una intención clara de Pemex de internacionalizar la compañía en los próximos años, realmente creo que los primeros tres, cuatro años luego de la reforma necesitan concentrarse básicamente en el mercado local donde va a enfrentar mucha competencia, lo que es muy nuevo para Pemex", dijo.

El Gobierno mexicano propuso el mes pasado una reforma del sector energético para impulsar la estancada producción del país, que incluye la apertura a la participación de empresas privadas.

YPF busca frenar la caída de la producción de gas y petróleo en Argentina, y apuesta fuertemente al desarrollo de Vaca Muerta, para lo que necesita socios que aporten capital.

Hasta el momento, la petrolera argentina sólo ha cerrado un acuerdo con la estadounidense Chevron, con una inversión de 1.240 millones de dólares para el desarrollo de un área de 20 kilómetros cuadrados.

Vaca Muerta, que se extiende mayormente en la provincia de Neuquén y cuyo desarrollo se encuentra en una etapa inicial, abarca unos 30.000 kilómetros cuadrados. YPF tiene intereses sobre unos 12.000 kilómetros cuadrados. (Reporte de Karina Grazina; Editado por Javier López de Lérida)