15 de agosto de 2012 / 21:53 / hace 5 años

Lluvias traen alivio a productores de maíz de Argentina

* Lluvias humedecen suelo, tras comienzo seco de invierno

* Analistas temen que lluvias se tornen excesivas

BUENOS AIRES, 15 ago (Reuters) - Las abundantes lluvias que cayeron en la última semana en Argentina trajeron alivio a los agricultores locales, que necesitaban reponer los niveles de humedad del suelo ante el cercano inicio de la siembra de maíz para la temporada 2012/13, previsto para las próximas semanas.

No obstante, las tormentas de los últimos días en algunas regiones fueron tan intensas, que productores y meteorólogos ahora temen que se produzcan inundaciones que dificulten la implantación del cultivo.

Argentina es el segundo exportador mundial de maíz, después de Estados Unidos, que fue azotado por una ardua sequía que provocó grandes pérdidas del cereal. A su vez, la nación austral es el principal exportador mundial de aceite y harina de soja.

La región agrícola núcleo del país sudamericano -compuesta por las provincias de Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos- recibió hasta 50 milímetros de lluvia el martes, de acuerdo al mapa del Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

Zonas de Buenos Aires, la mayor provincia agropecuaria, recibieron hasta 100 milímetros de agua en 24 horas, señaló el SMN.

“Fue un invierno (austral) seco, pero ha llovido tanto en estas dos últimas semanas que los niveles de humedad son buenos”, dijo Elsa Flores, administradora de un pequeño campo en la ciudad bonaerense de Carlos Casares, que señaló que en los últimos días recibieron 60 milímetros de lluvia.

“Recibimos suficiente (agua). Lo mejor sería que ahora las lluvias comiencen a terminar”, dijo Flores.

Sin embargo, según el meteorólogo Ezequiel Marcuzzi de la consultora Clima Campo, el jueves y el viernes volverían a producirse fuertes lluvias en el centro y norte de Buenos Aires, Entre Ríos y Santa Fe.

“Para el fin de semana, podría haber un exceso de humedad en estas zonas. Las lluvias siempre son bienvenidas en la región en esta parte del año, aunque, cuando son demasiadas, se transforman en un factor negativo”, dijo Marcuzzi.

Por otro lado, analistas prevén que el fenómeno climático El Niño traiga más precipitaciones en lo que resta del 2012, aunque serían dispares y acompañadas de oscilaciones térmicas que podrían ser desfavorables para los cultivos.

Argentina fue afectada por una sequía en diciembre y enero, que generó fuertes pérdidas en las cosechas de soja y maíz de la campaña 2011/12. (Reporte de Hugh Bronstein, Editado en español por Maximilian Heath/I Badal)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below