3 de agosto de 2016 / 21:37 / en un año

JUEGOS-Selección argentina de fútbol busca olvidarse del caos y piensa solamente en el Maracaná

Por Marcelo Androetto

RÍO DE JANEIRO, 3 ago (Reuters) - La selección argentina de fútbol comenzará el jueves su camino en los Juegos de Río con la mente puesta en repetir el oro ganado en sus últimas dos participaciones olímpicas y tratando de olvidar el caos organizativo que estuvo cerca de dejarla fuera de la cita deportiva.

Además, la “albiceleste” intentará borrar las frustraciones del equipo mayor, que perdió la final del Mundial 2014 y de las últimas dos ediciones de la Copa América.

Si bien para el mundo del fútbol el torneo olímpico no tiene la misma trascendencia que el Mundial, Argentina pretende dar un golpe histórico: ser campeón por tercera vez en unos Juegos, tras Atenas 2004 y Pekín 2008, ahora en la casa de su vecino e histórico rival deportivo.

Tras quedar fuera de Londres 2012, la “albiceleste” debutará el jueves en el Estadio Olímpico (Engenhao), frente a Portugal por la primera fecha del Grupo D que también integran Argelia y Honduras.

Alcanzar la cima implicará sortear numerosos obstáculos para el equipo de Julio Jorge Olarticoechea, quien asumió como DT prácticamente por descarte y para apagar el incendio provocado por la renuncia de Gerardo Martino.

El entrenador de la selección mayor se fue pocos días después de la derrota en la Copa América y luego de que varios clubes de Europa y Argentina le negaran la cesión de futbolistas convocados para los Juegos.

Algunos de ellos finalmente llegaron, pero la selección olímpica no contará con ninguna de las estrellas que hace 40 días perdieron la final de la Copa América Centenario.

Las principales armas del conjunto del “Vasco” Olarticoechea estarán del medio hacia arriba. Giovani Lo Celso, Ángel Correa, Jonathan Calleri, Cristian Pavón, Cristian Espinoza y Giovanni Simeone son nombres que invitan a la ilusión, en medio de los interrogantes que genera el funcionamiento integral del equipo.

“Mañana van a ver un equipo equilibrado”, dijo el miércoles el técnico. “Vamos a llegar (atacar) bien, por abajo y rápido”.

En los amistosos previos (dos empates 0-0 ante Colombia y México, y una victoria 3-1 ante Haití) se advirtió falta de volumen de juego y también varios desacoples defensivos. Hasta el arquero Gerónimo Rulli alternó buenas y malas.

Pero pese a todo, el entrenador tiene fe en el equipo. Con un discurso simple pero positivo, se puso al frente de un barco que amenazaba con naufragar y que llegó a correr el riesgo de no viajar a Río por el caos de la asociación local. “Vamos a soñar, que a veces los sueños se cumplen”, afirmó antes del debut.

Olarticoechea sabe de gestas en su época de futbolista, ya que integró el equipo campeón del mundo en México 1986 y el que perdió la final cuatro años después en Italia, y pretende transmitirle esa mística a sus dirigidos, apostando en grande.

“Sería hermoso arruinarles la fiesta”, dijo esta semana sobre el conjunto liderado por Neymar, un Brasil al que solo le falta ganar el oro olímpico para completar su palmarés en fútbol.

La mente de Olarticoechea está puesta en alcanzar la final, para que la “albiceleste” regrese al Maracaná dos años después de la dolorosa derrota ante Alemania y, de alguna manera, saldar cuentas. (Editado por Javier Leira)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below