FUTBOL-Independiente del Valle encarna sueño de ecuatorianos en carrera al título de la Libertadores

martes 19 de julio de 2016 11:30 ART
 

QUITO, 19 jul (Reuters) - Como un vendaval, el modesto Independiente del Valle consiguió en poco tiempo lo que otros equipos de Ecuador de más trayectoria y poder no han logrado en décadas: encarnar la ilusión de los hinchas locales y llegar a la final de la Copa Libertadores tras apenas seis años en el profesionalismo.

En pocos meses, el equipo -fundado en 1958 como un club de amigos en Sangolquí, un pueblo a las afueras de Quito- sumó una hinchada tan grande como la que acompaña a la selección en el Estadio Olímpico Atahualpa en sus partidos por la eliminatoria sudamericana al Mundial.

Miles de ecuatorianos hinchas de varios equipos pugnaban por conseguir una entrada para el partido de ida del miércoles ante Atlético Nacional de Colombia en la final de la Copa Libertadores, una demanda que estaba reservada al "Tri".

"Es un equipo que además de ser humilde es generoso. Todos somos sus hinchas, nos ilusionan con sus triunfos", dijo Margarita Alvarado, empleada en una empresa privada de 39 años.

Hasta el presidente Rafael Correa, un confeso amante del fútbol, se unió a la fiebre por Independiente. "Con humildad, con sudor, con sobra de calidad, está en la final de la Copa Libertadores. Felicitaciones Independiente (...) un orgullo para la patria entera", dijo el mandatario el fin de semana.

Independiente del Valle se suma a otros dos equipos, mucho más poderosos, que llegaron a las instancias definitorias del torneo. Barcelona clasificó a la final de la Copa en 1990 y 1998 y Liga Deportiva de Quito se consagró campeón en 2008.

Los "negriazules" se adueñaron de los hinchas gracias a la solidaridad mostrada con miles de damnificados del devastador terremoto que azotó al país en abril y dejó más de 660 muertos.

Independiente donará casi un millón de dólares de la taquilla de sus partidos en la Libertadores a un fondo para apoyo de la población afectada.

Después del primer partido del equipo en la Copa en el Olímpico Atahualpa "la gente se involucró emocionalmente con los muchachos (...) Ellos mismos no entienden la magnitud de lo que están haciendo y eso ha hecho que la gente se comience a encariñar con ellos", dijo el gerente comercial del club, Francisco Quiñones.   Continuación...