Declaraciones del Papa sobre matrimonio moderno generan ola de críticas

viernes 17 de junio de 2016 12:34 ART
 

Por Philip Pullella

CIUDAD DEL VATICANO, 17 jun (Reuters) - El Papa Francisco dijo que la "gran mayoría" de los matrimonios católicos que se celebran actualmente son nulos porque las parejas no comprenden realmente que es un compromiso de por vida, declaraciones que generaron duras críticas de los conservadores de la Iglesia Católica.

El Papa, que ha sido criticado por sus declaraciones espontáneas sobre temas doctrinales, respondía preguntas de sacerdotes, monjas y trabajadores parroquiales el jueves por la noche en una basílica de Roma.

"Vivimos en una cultura provisional (...) Y por ello, gran parte de nuestros matrimonios sacramentales son nulos porque ellos (las parejas) dicen 'sí, por toda la vida' pero no saben lo que dicen porque tienen otra cultura", dijo Francisco en respuesta a un hombre que habló de la "crisis del matrimonio" y preguntó cómo la Iglesia podía preparar mejor a los jóvenes.

En la transcripción del Vaticano divulgada el viernes por la mañana, sus palabras fueron cambiadas para que se leyera "algunos" en vez de "una gran mayoría". Un portavoz de la Santa Sede dijo que las declaraciones espontáneas del Papa a veces son editadas tras consultar con el pontífice o con asesores.

Ross Douthat, escritor católico conservador y columnista del diario New York Times, escribió en uno de sus cerca de 20 tweets sobre el tema que Francisco hizo "una afirmación extraordinaria, irresponsable y ridícula".

Matthew Schmitz, editor de la revista conservadora First Things Catholic, calificó al Papa de "equivocado e irresponsable".

Francisco también dijo que el tema está vinculado con las modas sociales. Muchos jóvenes tienen un enfoque materialista y superficial de su boda, afirmó el pontífice, como la obsesión por elegir el vestido, la iglesia y el restaurante correcto.

Los conservadores criticaron al Papa por decir que los sacerdotes no debían presionar a parejas que ya vivían juntas si no estaban listas para casarse y en cambio tenían que acompañarlos y "hacer madurar la fidelidad". (Editado en español por Patricia Ávila)