Justicia argentina frena alzas de tarifas energéticas y pone en riesgo ajuste del Gobierno

miércoles 1 de junio de 2016 18:51 ART
 

BUENOS AIRES, 1 jun (Reuters) - Un juez de la mayor provincia de Argentina ordenó suspender fuertes incrementos de las tarifas de electricidad, una decisión que, sumada a otras similares en varios distritos, complicaría el plan del Gobierno para recortar el gasto y reducir un amplio déficit fiscal.

El presidente Mauricio Macri asumió la presidencia en diciembre con la promesa de reactivar la economía y ordenar las cuentas públicas, por lo que en marzo anunció un recorte de generosos subsidios que el anterior Gobierno de centroizquierda aplicaba a las facturas de gas, agua y electricidad.

Pero los incrementos de tarifas que recibieron los usuarios, que en algunos casos superaron el 1.000 por ciento, generaron un fuerte descontento social y derivaron en trabas judiciales, como la que decidió el juez Luis Arias para gran parte de la provincia de Buenos Aires, el distrito más poblado del país.

"En distintas provincias, en distintos juzgados, se están adoptando las mismas decisiones. Cada vez se va afianzando más esta posición dentro de los tribunales en Argentina", dijo el magistrado en diálogo con la televisión local.

La medida cautelar, que argumenta que debería haber audiencias públicas antes de tomar decisiones que afecten gravemente a los usuarios de servicios públicos, excluye a la ciudad de Buenos Aires y al cordón que la rodea, conocido como Gran Buenos Aires.

"Establecemos en la medida cautelar la prohibición de cortar el servicio por falta de pago en estos casos. Si la empresa (proveedora) lo hace, estaría incumpliendo el mandato judicial y, consecuentemente, incurriendo en un delito", explicó Arias.

Debido al impacto de los aumentos, los ministros de Energía y del Interior se reunieron el miércoles con representantes de distintas provincias para discutir los reclamos y evaluar alternativas a los cortes de subsidios a la electricidad y el gas.

En tanto, otro juez de la provincia de Buenos Aires ordenó el miércoles al Gobierno realizar una audiencia pública para discutir las nuevas tarifas del servicio de gas natural, pero por el momento descartó suspender los aumentos.

El martes, Argentina decidió restringir el uso de gas de las industrias para garantizar el suministro a los hogares en momentos en que el país sufre una crisis energética.

(Reporte de Maximiliano Rizzi; Editado por Javier López de Lérida)