Oficialismo triunfa en elección provincial en Argentina, votación es salpicada por acusaciones

lunes 24 de agosto de 2015 11:28 ART
 

BUENOS AIRES, 24 ago (Reuters) - El candidato oficialista se imponía el lunes en un lento conteo de votos para elegir al gobernador de la provincia de Tucumán, pero la oposición denunció irregularidades como la quema de urnas en una elección que podría dar indicios sobre el desenlace de las presidenciales de octubre.

Juan Manzur, el candidato del Frente para la Victoria, obtenía un 54 por ciento de los votos en las elecciones del domingo, contra el 40 por ciento de José Cano, mientras representantes de la oposición pedían el recuento de los votos en la provincia norteña.

"Fue una jornada electoral marcada por muchísimas irregularidades e imágenes que nunca quisiéramos ver en la Argentina (...) Pedimos al (actual) gobernador (provincial José) Alperovich y a Scioli que se hagan responsables por la paz y la transparencia del escrutinio", dijo Mauricio Macri desde Tucumán.

Manzur cuenta con el respaldo de la presidenta de centroizquierda Cristina Fernández y del candidato oficialista Daniel Scioli, que marcha primero en las encuestas para los comicios presidenciales, mientras que Cano es apoyado por los opositores Mauricio Macri y Sergio Massa, segundo y tercero en los sondeos, respectivamente.

Scioli dijo el lunes que la oposición sólo busca enturbiar el resultado de las elecciones para restarle mérito al oficialismo nacional de cara a los comicios de octubre, mientras que un funcionario del Gobierno federal acusó a militantes opositores de haber quemado las urnas con votos.

"Cuando vieron venir un resultado adverso que ratifica lo que paso en las PASO (elecciones primarias) ya empezaron a instalar este clima de tensión en Tucumán", dijo Scioli a la televisión argentina.

Scioli, un ex corredor de motonáutica, obtuvo el 38 por ciento de los votos en las primarias para las elecciones presidenciales, seguido por Macri, de centroderecha, con el 24 por ciento, aunque el resultado deja abiertas las puertas de la victoria para cualquiera de los dos.

Scioli debe obtener más del 45 por ciento de los votos o un piso del 40 por ciento y un margen de 10 puntos sobre su escolta para evitar un balotaje en noviembre. (Reporte de Nicolás Misculin, con reporte adicional de Walter Bianchi, editado por Gabriela Donoso)