Gobierno argentino deberá optar por menor de los males ante protestas de sindicatos

lunes 9 de marzo de 2015 11:35 ART
 

* Gremios anunciaron huelgas por mejores sueldos y menos impuestos

* Gobierno corre riesgo de complicar economía si cede a reclamos

* Autoridades analizan bajar impuesto a Ganancias: fuente oficial

Por Nicolás Misculin

BUENOS AIRES, 9 mar (Reuters) - El Gobierno de Argentina está en una encrucijada ante la ola de protestas anunciadas por los sindicatos en reclamo de alzas salariales, con una economía estancada y siete meses antes de las elecciones presidenciales.

Si la gestión de Cristina Fernández promueve una solución política a los reclamos de los gremios aprobando fuertes aumentos de salarios, la economía podría crujir antes de fin de año por la alta inflación y los desajustes fiscales.

Y si apuesta por una solución que mantenga a raya los sueldos, las huelgas a partir de marzo de los poderosos sindicatos argentinos y la erosión del poder de compra de la población por la inflación podrían desatar un extendido malestar social que golpee a los candidatos oficialistas.

Los gremios de trabajadores públicos y docentes lanzaron huelgas la semana pasada en la provincia de Buenos Aires -el distrito más importante del país- para mostrar su poder de fuego.

Si bien en el caso de los gremios del sector privado los acuerdos salariales son negociados entre los sindicatos y las empresas, el Gobierno oficia de mediador y guía las conversaciones, por lo que también se convierte en blanco de sus quejas.   Continuación...