Presidenta argentina dice justicia tuvo "bautismo de fuego" en política con marcha por Nisman

sábado 21 de febrero de 2015 13:47 ART
 

BUENOS AIRES, 21 feb (Reuters) - La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, dijo el sábado que el Poder Judicial se lanzó al terreno de la política tras convocar a una multitudinaria marcha esta semana para pedir justicia por la misteriosa muerte de un fiscal que acusó a la mandataria de encubrir un atentado antisemita.

Se trata de las primeras declaraciones de Fernández tras la manifestación del 18 de febrero -conocida como #18F-, cuando decenas de miles de argentinos marcharon en silencio bajo la lluvia por el centro de Buenos Aires, en una protesta que se replicó en ciudades del interior del país e incluso en lugares del exterior.

"'18F', el bautismo de fuego del Partido Judicial (...) El verdadero hecho político e institucional de la marcha lo constituye la aparición pública y ya inocultable del Partido Judicial", escribió Fernández en redes sociales.

"La inédita convocatoria de fiscales con el apoyo de no pocos jueces, a una marcha a la que decían se convocaba para reclamar 'justicia' por la muerte del fiscal (Alberto) Nisman, algo realmente tan insólito como sería una convocatoria de Ministros del Poder Ejecutivo reclamando una mejor 'gestión de Gobierno'", agregó con ironía la mandataria.

La manifestación -una de las mayores que haya enfrentado Fernández en sus siete años de gestión- fue convocada por un grupo de fiscales y rápidamente recibió la adhesión de la oposición, en medio de la tormenta política que sacude al Gobierno desde la muerte del fiscal Nisman hace un mes.

La marcha, a la que asistieron los principales referentes de la oposición aunque sin portar banderas políticas, fue duramente criticada en los días previos por las autoridades federales, que consideraron que sólo buscó desestabilizar al Gobierno.

La llamada "Marcha del Silencio" abarcó protestas en otras ciudades de Argentina e incluso en otros países, como Chile, Estados Unidos o Israel, luego de que la convocatoria fuera difundida por diversos sitios de internet.

"En definitiva: tanto en lo gestual como en las palabras y en lo ostensiblemente visible, el '18F' fue decididamente una marcha opositora, convocada por fiscales y apoyada por jueces y todo el arco político opositor", remarcó Fernández en sitios personales de redes sociales.

Nisman apareció con un disparo en la cabeza en su lujoso departamento de Buenos Aires un día antes de presentar ante diputados la acusación que había hecho contra la presidenta Fernández y su canciller, Héctor Timerman, de encubrir un ataque antisemita de 1994 en el que murieron 85 personas.   Continuación...