Presidenta argentina duda que fiscal que la denunció se haya suicidado

jueves 22 de enero de 2015 09:15 ART
 

BUENOS AIRES, 22 ene (Reuters) - La presidenta argentina Cristina Fernández dijo el jueves que dudaba que la muerte de un fiscal que la acusaba de encubrir a los autores de un atentado antisemita fuera un suicidio.

En declaraciones publicadas en sus cuentas de redes sociales la mandataria argentina sostuvo que las acusaciones no tienen sustento y que el fiscal habría sido usado para golpear al Gobierno.

"Los espías que no eran espías. Los interrogantes que se convierten en certeza. El suicidio (que estoy convencida) no fue suicidio", dijo Fernández en su pagina de Facebook.

"La acusación de Nisman no sólo se derrumba, sino que constituye un verdadero escándalo político y jurídico", añadió.

El fiscal Alberto Nisman fue hallado el domingo con un tiro en la sien en su departamento, en un crimen que aún no ha sido aclarado, pero que investigadores sospechan pudo haber sido un suicidio.

Algunos funcionarios sugirieron que podría tratarse de un suicidio instigado.

Nisman debía presentar el lunes ante diputados su denuncia y supuestas pruebas contra la presidenta y el canciller argentino, Héctor Timerman.

"Lo usaron vivo y después lo necesitaban muerto. Así de triste y terrible", dijo Fernández en su sitio (www.cfkargentina.com/amia-y-la-denuncia-del-fiscal-nisman/)

Nisman, de 51 años, acusaba al Gobierno de haber acordado con Irán el encubrimiento de ciudadanos de ese país acusados por el atentado contra la mutual judía AMIA en 1994, que dejó 85 muertos en Buenos Aires.

El Gobierno cree que la denuncia de Nisman fue impulsada por agentes desplazados de servicios de inteligencia, que también podrían haber estado implicados en su muerte.

La denuncia de Nisman fue publicada el martes por la justicia argentina a través del Centro de Información Judicial (www.cij.gov.ar). (Reporte de Walter Bianchi; Editado por Javier López de Lérida)