29 de mayo de 2014 / 19:33 / en 3 años

ENTREVISTA-Policía de Sao Paulo intenta encarcelar a algunos manifestantes antes del Mundial

Por Brian Winter

SAO PAULO, 29 mayo (Reuters) - La policía de la ciudad más grande de Brasil está buscando arrestar y encarcelar a manifestantes violentos antes del Mundial que comienza en dos semanas, usando escuchas telefónicas y otros métodos de vigilancia en un intento por evitar que enfrentamientos eclipsen el máximo torneo de fútbol.

Fernando Grella, el principal funcionario de seguridad del estado de Sao Paulo, dijo a Reuters que la policía estaba recogiendo posibles casos criminales contra un pequeño número de líderes de las protestas, tal vez una docena, quienes dijo están conspirando para “cometer actos violentos, romper cosas, y agredir a personas”.

El trabajo de inteligencia no se ha completado por lo que no está claro si los fiscales accederán a presentar cargos que resulten en los llamados “arrestos preventivos”, dijo Grella.

La posibilidad de manifestaciones violentas es una de las mayores preocupaciones del Gobierno de Brasil y de la FIFA, el órgano que supervisa el fútbol mundial, para el torneo que comienza en Sao Paulo el 12 de junio.

Los brasileños, indignados por el monto gastado para organizar el torneo, entre otros motivos, han realizado periódicas protestas durante un año.

Si bien muchos de los manifestantes han sido pacíficos miembros de la clase media, varias marchas resultaron en enfrentamientos con la policía y disturbios de los que funcionarios culpan a un pequeño número de estudiantes y otros jóvenes.

INTENSA VIGILANCIA

La “intensa operación de inteligencia” descrita por Grella es una de las más extensas ejecutadas hasta el momento por las fuerzas de seguridad brasileñas. Si bien las agencias federales también están reuniendo información sobre los manifestantes, no está claro si la policía en las otras 11 ciudades que serán sede del torneo también buscan arrestos preventivos.

Grella dijo que la policía había utilizado vigilancia por video y registros internos para identificar a los manifestantes más violentos y, en algunos casos, intervinieron sus teléfonos y vigilaron su uso de medios sociales y tráfico de correo electrónico.

El objetivo, afirmó, es identificar casos de violencia organizada premeditada que constituiría “asociación criminal”, un cargo similar a conspiración que es típicamente usado contra grupos del crimen organizado.

Si los fiscales acceden a presentar cargos, algunos líderes de las manifestaciones podrían ser arrestados de inmediato y encarcelados por varios días, dijo el funcionario.

“Estamos haciendo un control preventivo que busca garantizar los derechos del pueblo de protestar y la libertad de expresión, y al mismo tiempo buscando canalizar estos eventos de una forma que obstaculicen la vida diaria lo menos posible y así evitar actos violentos”, explicó Grella.

Afirmó que presentar un caso contra los manifestantes era “difícil pero no imposible”.

“Quisiera creer que (...) en las próximas semanas tendremos algunas órdenes de arresto”, dijo.

Dos fuentes destacadas del ministerio público de Brasil, un órgano judicial independiente que posiblemente tenga que aprobar los cargos criminales contra los manifestantes, dijeron que eran escépticos de que se pudieran presentar acusaciones de conspiración.

El Ministerio de Justicia, que supervisa a la policía a nivel nacional, no respondió de inmediato a una solicitud de declaraciones. (Editado en español por Patricia Avila)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below