Bolsa de Brasil cae presionada por Oi y por falta de definición en EEUU

jueves 3 de octubre de 2013 13:01 ART
 

El principal índice de acciones de Brasil caía el jueves debido a que la falta de claridad respecto al presupuesto en Estados Unidos seguía asolando a los mercados, en el tercer día de paralización del Gobierno estadounidense, y a un descenso de las acciones del operador de telecomunicaciones Oi.

A las 1546 GMT, el Bovespa perdía un 1,24 por ciento a 52.442 puntos.

Luego de cerrar con bajas en seis de las últimas siete sesiones, el índice inició la jornada en territorio positivo. Sin embargo, posteriormente siguió la dirección de las bolsas en Nueva York, en donde los inversores resentían la falta de avances para salir de la paralización del Gobierno.

"El mercado está un poco a la deriva de datos importantes, lo que crea una indefinición muy grande", dijo Luis Gustavo Pereira, estratega de Futura Corretora, agregando que el viernes próximo, el dato esperado sobre las nóminas de pago en Estados Unidos no se divulgará a causa de la paralización.

Además, los negocios tenían un sesgo negativo luego de que la agencia de calificación Moody's rebajó su panorama para la nota de la deuda soberana de Brasil a "estable" desde "positivo", citando un crecimiento débil.

En el mercado brasileño, las acciones de Oi se contaban entre las principales bajas de la sesión, luego de su fuerte alza de la víspera por el anuncio de su unión con Portugal Telecom.

Moody's mantuvo su nota "Baa3/Aa1.br" y una perspectiva negativa para Oi tras el anuncio de la operación.

Los papeles de las constructoras, cuyo peso en el índice es alto, también contribuían a la baja del índice.

También dentro del sector de las telecomunicaciones, los títulos de TIM trepaban un 3,07 por ciento. El presidente ejecutivo de Telecom Italia, Franco Bernabe, presentó el jueves su renuncia a la presidencia del grupo italiano.

OGX era la principal influencia positiva del índice. La petrolera informó el jueves que tiene la certificación de reservas en su yacimiento Tubarão Martelo.

El real se debilitaba un 0,59 por ciento a 2,2069 unidades por dólar. (Por Priscila Jordão, editado por Gabriela Donoso)