Dólar cae frente al euro tras datos de EEUU, yen retrocede

viernes 1 de febrero de 2013 14:11 ART
 

(Actualiza cotizaciones, cambia procedencia)

NUEVA YORK, 1 feb (Reuters) - El dólar tocó el viernes a mínimos de catorce meses frente al euro después de que datos del mercado laboral en Estados Unidos reafirmaron las expectativas de que la Reserva Federal mantendrá sus políticas de estímulo, y tras un informe que mostró que las fábricas en la zona euro registraron su mejor desempeño mensual en casi un año.

El yen tocó mínimos de dos años y medio frente al dólar y su menor nivel en 33 meses contra el euro, ampliando su descenso ante las expectativas de que el Banco de Japón flexibilizará aún más su política monetaria.

La economía estadounidense sumó 157.000 nuevos puestos a sus nóminas el mes pasado, dijo el viernes el Departamento de Trabajo, y hubo 127.000 empleos adicionales creados en noviembre y diciembre de lo reportado anteriormente. Sin embargo, la tasa de desempleo subió 0,1 puntos porcentuales a 7,9 por ciento.

La Fed reiteró el miércoles que mantendría sus tasas de interés cerca de cero hasta que la tasa de desempleo alcance el 6,5 por ciento y mientras la inflación no amenace con exceder el 2,5 por ciento.

Las políticas monetarias flexibles y las compras de bonos de la Fed han presionado al dólar y analistas sostienen que la moneda mantendrá una tendencia negativa mientras que el banco central estadounidense siga por ese camino.

El euro llegó a subir hasta los 1,3674 dólares, su mayor nivel desde noviembre del 2011. La moneda única cotizaba en 1,3635 dólares, un alza de 0,4 por ciento en la sesión.

Más temprano, el índice de gerentes de compras (PMI, por sus siglas en inglés) de la firma Markit mostró que las fábricas de la zona euro tuvieron su mejor mes en casi un año en enero ante el apoyo proporcionado por la producción alemana.

Las noticias de que los bancos devolverán menos fondos de lo esperado en préstamos a tres años que recibieron del Banco Central Europeo la próxima semana afectaron parte de la demanda por el euro, aunque las pérdidas fueron limitadas por el optimismo de que lo peor de la crisis de deuda de la región ya pasó.   Continuación...