ACTUALIZA 1-Actividad fabril de EEUU se acelera en noviembre: Markit

lunes 3 de diciembre de 2012 11:39 ART
 

(Agrega datos y comentarios)

NUEVA YORK, 3 dic (Reuters) - La creciente demanda de clientes locales y extranjeros ayudó al sector manufacturero estadounidense a crecer en noviembre a su mayor ritmo en seis meses, mostró el lunes un sondeo de la industria, aunque las contrataciones continuaron débiles.

La firma de información financiera Markit dijo que su índice de gerentes de compras del sector manufacturero subió a 52,8 el mes pasado, tras anotar 51,0 en octubre, su menor nivel en más de tres años.

Una cifra por sobre 50 indica expansión en el sector.

Las empresas dijeron que la tormenta Sandy, que golpeó la costa este de Estados Unidos a fines de octubre, fue parcialmente responsable por un salto en los nuevos pedidos a nivel doméstico, lo que sugiere que el ritmo de crecimiento podría desacelerarse en los próximos meses.

"La actividad fabril haría sólo una modesta contribución, en el mejor de los casos, al crecimiento económico en el trimestre final del año y, junto a señales de renovada debilidad en el gasto del consumidor, sugiere que el crecimiento en Estados Unidos se habrá desacelerado marcadamente desde el ritmo del 2,7 por ciento visto en el tercer trimestre", comentó el economista jefe de Markit, Chris Williamson.

La tasa de crecimiento de la producción fue la mayor desde mayo y el componente de empleo del índice subió a 52,6 desde 51,8. Sin embargo, el ritmo de contrataciones fue menor al promedio de los últimos 34 meses.

Las consecuencias de la tormenta Sandy también impulsaron los precios. Los costos de los insumos saltaron a 63,7 desde 57,1. Parte de ello pasó a los consumidores, dijo Markit, y los precios de venta aumentaron a su mayor ritmo en seis meses, aunque el incremento para los consumidores fue mucho menor que el que enfrentaron las fábricas.

No obstante, el primer aumento de la demanda extranjera desde mayo fue un "desarrollo bienvenido", dijo Williamson. La recesión en Europa y el crecimiento más lento en China habían afectado los pedidos por exportaciones durante el verano boreal.

"Con la economía doméstica avanzando hacia el abismo fiscal en el nuevo año, las ventas a mercados extranjeros podrían resultar vitales para ayudar a apoyar al sector manufacturero en los próximos meses", comentó Williamson.

Los legisladores estadounidenses están en conversaciones para evitar un "abismo fiscal", que se refiere a casi 600.000 millones de dólares en recortes automáticos de gastos y aumentos de impuestos que los economistas temen que puedan llevar a Estados Unidos a la recesión si entran en vigencia en enero, como está programado. (Reporte de Steven C. Johnson)