Bonos argentinos siguen en baja por dudas a espera fallo EEUU

jueves 15 de noviembre de 2012 17:51 ART
 

BUENOS AIRES, 15 nov (Reuters) - Los bonos soberanos argentinos volvieron a caer el jueves afectados por las dudas de los inversores sobre el futuro de los pagos de servicios, luego que el país pidiera a una corte estadounidense una audiencia para lograr la revisión de un fallo que lo forzaría a cancelar a acreedores impagos desde el 2002.

Los ahorristas saben que los fondos para el pago de renta y amortización de los bonos públicos están avalados por el Banco Central, pero el temor pasa por eventuales confiscaciones cuando se deban girar a Nueva York para la acreditación a los tenedores.

Los bonos en la plaza extrabursátil bajaron un 1,1 por ciento en promedio, acumulando una merma superior al cuatro por ciento en las últimas tres sesiones.

Entre las pérdidas se destacó la merma del 3,3 por ciento en la punta vendedora del Global 2017 en dólares .

"Hay un compás de espera a la espera del resultado del fallo de Griesa", dijo Juan Diedrichs analista de Capital Markets Argentina.

Los tenedores de bonos argentinos incumplidos que rechazaron las ofertas de reestructuración lanzadas por el Gobierno en la década pasada exigieron nuevamente ante un juez federal estadounidense que se les pague lo que se les debe, horas después de que el país apelara un fallo que lo acusó de discriminar a esos acreedores.

En un documento presentado en la noche del martes, NML Capital Ltd -de Elliott Management Corp- y dos fondos de Aurelius Capital Management, que en conjunto poseen títulos incumplidos por un valor nominal de 1.400 millones de dólares, pidieron al juez de distrito Thomas Griesa reactivar su fallo inicial, que exige al país pagar por esos papeles.

"Los operadores siguen inmersos en la incertidumbre que rodea al fallo de Griesa por sus implicancias, lo cual está desatando fuertes presiones vendedoras desde el exterior en vista a que los próximos servicios se tratan justamente de títulos públicos con legislación de Nueva York", dijo Gustavo Ber, economista titular de la consultora Estudio Ber.

Agregó que "ante la multiplicidad de escenarios y estrategias, tanto legales como financieras, así como la alta volatilidad que podría extenderse en las próximas semanas, los inversores deberían responder con calma y no participar de las sobrerreacciones".   Continuación...