21 de junio de 2012 / 23:40 / hace 5 años

ENTREVISTA-Lugo enfrenta golpe Estado encubierto Paraguay: mtro.

Por Daniela Desantis

ASUNCION, 21 jun (Reuters) - El presidente paraguayo, Fernando Lugo, enfrenta un golpe de Estado encubierto pero no está pensando en renunciar antes de que concluya un juicio político en su contra, dijo el jueves el secretario general de la Presidencia, Miguel López Perito.

El funcionario dijo que hubo un montaje para promover la violencia entre campesinos y policías durante un desalojo que dejó 17 muertos la semana pasada, un enfrentamiento que terminó siendo el disparador de una rápida crisis en el Gobierno que erosionó el respaldo en el entorno del mandatario.

La Cámara de Diputados, con el aval tanto de aliados como de opositores a Lugo, inició el jueves casi por unanimidad un juicio político al ex obispo católico de 61 años por considerar que incurrió en mal desempeño de funciones al permitir más conflictos sociales en el país.

“Esto estuvo a todas luces preparado (...) no hay argumentos serios para fundamentar el juicio político a un presidente y romper un proceso que está a nueve meses de unas elecciones nacionales”, dijo López Perito en entrevista telefónica con Reuters.

“El único motivo sería que ciertos grupos tuvieran interés en interrumpir este proceso para no llegar a las elecciones con el movimiento ascendente que tenían los sectores progresistas en nuestra sociedad”, agregó el funcionario, que tiene rango de ministro y es uno de los principales asesores del mandatario.

Ahora el Senado se constituyó como tribunal y tiene previsto dar una sentencia en la tarde del viernes. En el reglamento se le concede a la defensa de Lugo sólo dos horas para presentar argumentos en contra de la destitución.

“UNA ABERRACION”

Si el presidente paraguayo es encontrado culpable deberá abandonar el cargo y será reemplazado por el vicepresidente Federico Franco, según establece la Constitución.

“Espero que los parlamentarios puedan darse cuenta de que no hay un solo argumento de peso (para el juicio). Son cuestiones traídas de los pelos que algunas hasta dan risa por sobre cómo están planteadas”, dijo el funcionario.

Pero Lugo tampoco tiene mucho apoyo en la Cámara alta, donde se necesitan 30 votos de un total de 45 miembros para destituirlo. El mandatario tendría solamente dos votos a favor asegurados.

Lugo se encontraba en la residencia presidencial, donde recibió a colaboradores, a tres obispos católicos y tenía previsto reunirse con cancilleres de la Unión Suramericana de Naciones (UNASUR) que viajaban a Asunción para interiorizarse sobre el conflicto político.

Aunque las presiones para que renunciara aumentaban, Lugo dijo el jueves más temprano que no dimitiría hasta que terminara el juicio.

“El presidente no va a renunciar. El fue muy categórico, está muy firme. Este juicio es una aberración”, añadió.

“La comunidad ha sabido interpretar esta situación. Las naciones del continente no van a aceptar una segunda Honduras en el continente. Espero que esta postura firme que ya han manifestado representantes de algunos países hermanos sirva para hacer reflexionar a los parlamentarios”, dijo López Perito. (Editado por Pablo Garibian)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below