Gran Bretaña critica a Argentina, promete defender las Malvinas

viernes 23 de diciembre de 2011 16:33 ART
 

LONDRES, 23 dic (Reuters) - Gran Bretaña dijo el viernes que los esfuerzos liderados por Argentina para prohibir que los buques enarbolen la bandera de las Islas Malvinas en los puertos sudamericanos eran "injustificados y contraproducentes", y se comprometió a proteger la soberanía del territorio.

Los comentarios del primer ministro, David Cameron, son los más fuertes hechos por el Gobierno conservador y llegan en momentos en que crecen las tensiones entre Gran Bretaña y Argentina, a casi 30 años de que ambos países iniciaran una guerra por las islas gobernadas por los británicos.

El martes, el bloque comercial sudamericano Mercosur anunció la prohibición para que las embarcaciones atraquen en sus puertos en un acto de solidaridad con Argentina.

"Argentina continúa con sus esfuerzos injustificados y contraproducentes por interrumpir el tráfico marítimo alrededor de las islas e impedir que las empresas lleven a cabo actividades comerciales legítimas", dijo Cameron en un mensaje radial de Navidad a las Islas Malvinas.

"Déjenme ser absolutamente claro. Mantendremos siempre nuestro compromiso con ustedes sobre cualquier tema de soberanía. Su derecho a la autodeterminación es la piedra angular de nuestra política", sostuvo Cameron.

Gran Bretaña ha controlado la Islas del Atlántico Sur, situadas a unos 300 kilómetros de la costa este de Argentina, desde 1833. Los dos meses de guerra con Argentina en 1982 provocaron la muerte de 255 soldados británicos y 650 argentinos.

El Gobierno británico dice que sólo estaría de acuerdo a sostener conversaciones sobre soberanía si el territorio de 3.000 habitantes lo solicita, aunque para ellos los isleños quieren seguir siendo británicos.

La presidenta argentina, Cristina Fernández, ha rechazado el argumento como una muestra de "mediocridad que raya la estupidez" y este año calificó a Gran Bretaña como una "potencia colonial en declive e insensible" por negarse a mantener conversaciones sobre el territorio, conocido en inglés como Falkland Islands.

En su mensaje de radio, Cameron dijo que estaba dentro de los intereses británicos tener una relación constructiva con Argentina, pero afirmó que nunca aceptará lo que calificó como esfuerzos de Buenos Aires por desafiar el derecho de las islas a la libre determinación.

Las tensiones diplomáticas sobre las islas se han incrementado en los últimos años por la exploración de petróleo en alta mar. (Reporte de Mohammed Abbas. Editado en español por Rodrigo Charme)