PERFIL-Nuevo jefe Usiminas enfrenta viejos desafíos en Brasil

miércoles 18 de enero de 2012 17:48 ART
 

* Eguren tuvo que negociar con Venezuela por nacionalización Sidor

* Enfrenta a una tarea difícil en recuperar Usiminas

Por Guillermo Parra-Bernal

18 ene (Reuters) - Julián Eguren no tuvo una tarea fácil como ejecutivo del gigante siderúrgico Techint. Como jefe de la unidad mexicana del grupo debió fusionar una cantidad de compañías bajo un mismo techo, mientras que en Venezuela negoció con Hugo Chávez tras las nacionalización de su filial local.

Ahora este argentino de 48 años deberá liderar el avance de Techint en Brasil, el mercado siderúrgico más protegido en América, desde el sillón grande de Usiminas, un productor de acero plano que lidia con envejecidos molinos y presiones de costos desenfrenadas.

Eguren, un graduado del Instituto Tecnológico de Massachusetts, tiene que hacer lo que sus predecesores no hicieron: revitalizar una compañía que ha sido duramente golpeada por los crecientes costos de las materias primas y la falta de autonomía en energía y mineral de hierro.

Cualquier esfuerzo por cambiar a la compañía podría enfrentar la oposición de los empleados, que durante décadas han resistido ferozmente a los cambios.

La decisión de optimizar el alcance de los negocios de Usiminas podría también generar una oposición del Gobierno brasileño, que está presionando activamente a las industrias locales para la creación de empleos.

"Todos están esperando medidas que puedan involucrar cierto cambio cultural perturbador y que podría no traducirse en mejoras significativas en el corto plazo", dijo Rene Kleyweg, analista de UBS en Londres.   Continuación...