Pese a tormenta fiscal, presidenta Brasil no cambiaría curso de sus políticas

martes 12 de noviembre de 2013 14:17 ART
 

Por Alonso Soto

BRASILIA, 12 nov (Reuters) - Temerosos ante un rápido deterioro de las finanzas de Brasil, muchos inversores están pidiendo a la presidenta Dilma Rousseff que realice drásticos recortes en el presupuesto, pero sus advertencias han encontrado oídos sordos, al menos por ahora.

Funcionarios de Gobierno han dicho a Reuters que Rousseff no tiene planes de cambiar sustancialmente su política fiscal, pese a que el nerviosismo del mercado ha llevado a una caída del real y a que los pronósticos para la inflación futura se mantengan incómodamente elevados.

Incluso algunos de los propios aliados políticos de Rousseff han hecho sonar las alarmas tras una desaceleración en los ingresos fiscales debido a las exenciones tributarias y por fuertes alzas en los gastos, que terminó en el peor desempeño del país en su principal objetivo de déficit presupuestario primario en casi cinco años en septiembre.

A muchos inversores les preocupa que el deterioro de las finanzas pueda llevar a las agencias calificadoras a rebajar la nota soberana de Brasil, lo que a su vez podría espantar a los inversores, poner en riesgo la frágil recuperación del país y prolongar una era de crecimiento económico mediocre.

Ese temor contribuyó a la depreciación del real a su nivel más débil en dos meses. Desde el 31 de octubre la moneda ha perdido más de un 7 por ciento.

Algunos funcionarios del Gobierno reconocen que se han cometido algunos errores en política fiscal , Como el uso de tácticas contables para cumplir el objetivo principal el año pasado, pero insisten en que el mercado está exagerando.

Tras apuntar a las crecientes presiones sobre los precios por un mayor gasto público, el banco central ahora dice que el balance fiscal podría llegar a ser neutro en el futuro, o menos inflacionario.

El cambio en la postura golpeó a muchos inversores, que dudan que el ritmo de gasto se frene en el corto plazo.   Continuación...