BREAKINGVIEWS-Crudo aguas profundas incentivaría reforma energética México

jueves 16 de febrero de 2012 21:00 ART
 

(El autor es un columnista de Reuters Breakingviews. Las opiniones que expresa son personales)

Por Christopher Swann y Martin Hutchinson

NUEVA YORK, 16 feb (Reuters Breakingviews) - El monopolio estatal petrolero mexicano Pemex está asumiendo la tarea de perforación más difícil de todas - los pozos en aguas ultra profundas.

Después del tropiezo de BP en el Golfo de México, los reguladores tienen razón al estar asustados de que Pemex no esté capacitada para el trabajo. Pero con más de la mitad del petróleo del país en alta mar, ese valor podría finalmente impulsar a México a sacudir a su adormecido gigante energético.

Es al menos alentador ver a Pemex tomando la iniciativa de aumentar la producción. La producción petrolera del país ha disminuido por siete años consecutivos y se ha reducido en un cuarto desde el 2004.

Este es un serio problema para una nación para la cual la actividad petrolera representa cerca de un tercio de los ingresos del Gobierno. El problema es que el plan de México para perforar más de 50 pozos en aguas profundas en los próximos años parece riesgoso - tanto medioambientalmente como comercialmente.

Este tipo de exploración sigue en la frontera tecnológica de la industria. La explotación aguas profundas de Pemex ha descubierto poco crudo hasta ahora. Más preocupante aún, la empresa aún tiene que evaluar que podría afrontar un accidente.

El derrame de BP en el Golfo de México en abril del 2010 mostró que tapar un pozo puede tardar meses incluso con los mejores recursos tecnológicos y financieros. A pesar de esto, Pemex ya está buscando pozos para perforar casi dos veces más profundo que el malogrado proyecto Macondo de BP.

México no debería renunciar a su tesoro escondido en aguas profundas. Según estimaciones de Pemex, casi 30.000 millones de barriles de petróleo, o cerca del 58 por ciento de la dotación total de la nación, podría estar en juego.   Continuación...