3 de mayo de 2012 / 15:08 / hace 5 años

SONDEO-Peso México ve leve avance en un año por riesgos externos

* Moneda ve ganancia de 1.64 pct en horizonte de 12 meses

* Crisis europea y elecciones locales limitan su potencial

* Economía más dinámica la defiende de riesgos externos

Por Jean Luis Arce y Noé Torres

MEXICO DF, 3 mayo (Reuters) - El peso mexicano se apreciaría levemente en un plazo de 12 meses, en medio de un mayor dinamismo de la economía del país pero limitado por factores de volatilidad como la crisis europea y el ruido político en torno a las elecciones presidenciales locales, mostró un sondeo de Reuters.

La encuesta, realizada entre 16 especialistas, arrojó una mediana de 12.73 por dólar para la cotización del peso mexicano dentro de un año, lo que representa una apreciación del 1.64 por ciento comparado con su cierre del miércoles, y un salto de casi un 10 por ciento frente a los 13.95 pesos del cierre del 2011.

El pronóstico también muestra una leve depreciación del 0.24 por ciento frente a la expectativa de 12.70 unidades por dólar que arrojó un sondeo previo de Reuters, publicado a inicios de febrero.

Se espera que la angustiosa combinación de contracción económica y enormes recortes presupuestarios siga castigando a los países periféricos de la zona euro, presionando a monedas altamente sensibles a eventos externos como el peso.

Un 75 por ciento del volumen de operaciones con pesos se efectúa fuera de México, según datos del banco central a octubre del 2011.

"Cada vez que vemos un cambio en la tendencia de fortaleza del peso, lo que acaba metiendo ruido es la incertidumbre sobre el tema regional en Europa", dijo Gabriel Lozano, economista senior del grupo Santander.

La coyuntura electoral, en tanto, jugaría un papel menor en las variaciones de la moneda.

A solo dos meses de los comicios presidenciales en México, las encuestas muestran una liderazgo estable del candidato del opositor Partido Revolucionario Institucional (PRI), seguido por el oficialista Partido Acción Nacional (PAN).

"Hay una percepción de mayor simpatía con el mercado de los dos candidatos que van a la cabeza, entonces esa parte nos mantiene tranquilos", agregó Lozano.

No obstante, agencias de análisis como Moody's Analytics llaman a no descartar sorpresas en el camino entre la elección de julio y la toma de mando en diciembre.

"Cada seis años, antes del cambio de administración, hay incertidumbre", advirtió Alfredo Coutiño, director para América Latina de Moody's.

ECONOMIA A FAVOR

Pese a los vientos en contra, la mejora de los pronósticos de crecimiento para la economía mexicana podría parapetar al peso.

En una encuesta divulgada el miércoles por el banco central de México, analistas privados elevaron su expectativa para el crecimiento de este año a un 3.62 por ciento, desde un 3.43 por ciento previo.

"Las expectativas de crecimiento están mejorando", dijo Gabriel Casillas, economista para México de JP Morgan, uno de los bancos más optimistas sobre el desempeño del peso.

Para Casillas, la resistencia mostrada por el sector manufacturero de Estados Unidos, clave para las exportaciones y la industria local, son garantía de un desempeño satisfactorio de la economía que podría desafiar incluso el liderazgo de Brasil ante los ojos de los inversionistas.

"Brasil ya no es la estrella que era hace unos años en términos de crecimiento, y este sería el segundo año consecutivo en que México crecerá más en términos de PIB que Brasil", agregó.

La mayor probabilidad de que el Producto Interno Bruto (PIB) de México se ubique en la parte alta del pronóstico oficial, del 3.5 al 4.0 por ciento, así como una inflación bajo control, que da certidumbre sobre la política monetaria, son los principales atractivos para invertir en pesos.

Asimismo, el contexto global sigue siendo el gran aliado de la moneda.

Casi cuatro años después del estallido de la crisis del 2008, la debilidad económica y los inéditos niveles de laxitud monetaria en el mundo desarrollado amenazan con permanecer invariables por largo tiempo, haciendo brillar a economías mucho más vitales como la mexicana.

Otros pronósticos recopilados en la encuesta apuntan a que el peso mexicano se ubicaría en 12.94 por dólar dentro un mes, en 12.80 unidades por dólar dentro de tres meses, y en 12.75 unidades por dólar dentro de seis meses. (Reporte adicional de Rachel Uranga)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below