ANALISIS-Inflación erosiona competitividad tipo cambio Argentina

miércoles 21 de abril de 2010 17:28 ART
 

Por Juliana Castilla

BUENOS AIRES, abr 21 (Reuters) - La aceleración de la inflación está acabando con la ventaja de un tipo de cambio devaluado que ayudó a Argentina a levantarse del colapso de su economía en 2001/2002, llevando a industriales y productores agropecuarios a reclamar una mayor depreciación del peso.

La situación parece poner en aprietos al Gobierno, que tiene en el anclaje del cambio una de sus principales herramientas para combatir a la inflación, según expertos, en momentos en que el gasto público y la cantidad de dinero circulante se expanden fuertemente.

Para economistas, una mayor depreciación del peso alimentaría la ya elevada inflación, por lo que recomiendan reformas para mejorar la productividad del país, como cambios en el intrincado sistema tributario para atraer inversiones, algo que el Gobierno no parece tener entre sus planes.

La aceleración de la inflación a un ritmo superior al de la devaluación del peso amenaza a industrias clave para la generación de divisas en Argentina como el turismo y el agro, según analistas, pero el Gobierno, que no reconoce una inflación elevada, asegura que el tipo de cambio está en niveles competitivos.

"La aceleración de la inflación comenzó gradualmente a consumir la ventaja cambiaria", advirtió en un informe reciente la consultora local Ecolatina.

El peso argentino ARSB= sufrió una violenta depreciación tras la crisis del 2001/2002, cuando estalló el sistema de convertibilidad que lo ató por una década al dólar estadounidense en paridad uno a uno.

Pero la moneda local desde el 2003 hasta el 2009 se depreció un 14 por ciento, mientras la inflación calculada por analistas privados en ese período fue de casi un 60 por ciento.

Para el 2010, se espera una inflación en Argentina de entre el 23 por ciento y el 30 por ciento.   Continuación...