12 de diciembre de 2013 / 20:55 / hace 4 años

ACTUALIZA 1-Hollande visita Brasil para impulsar comercio y presionar por venta de aviones

(Actualiza con comentarios de presidente de Dassault)

Por Alonso Soto

BRASILIA, 12 dic (Reuters) - El presidente de Francia, François Hollande, buscó sacar ventaja del enfriamiento en las relaciones entre Estados Unidos y Brasil para impulsar los intereses comerciales franceses durante una visita el jueves a Brasilia y Sao Paulo, que incluyó un intento por sellar un contrato para venderle aviones al país.

Los aviones de combate Rafale, construidos por la francesa Dassault Aviation, están compitiendo con los F/A-18 Super Hornet de la estadounidense Boeing Co's y con los Gripen, fabricados por la sueca Saab, para obtener un contrato de al menos 4.000 millones de dólares, con órdenes posteriores que podrían incrementar fuertemente ese valor.

Aunque funcionarios brasileños dicen que las restricciones de presupuesto actuales llevan a que la decisión no se tome antes del 2015, la visita de Hollande subraya los esfuerzos franceses para asegurar uno de los contratos de defensa más codiciados en el mundo emergente, que llega en un momento en que los países desarrollados están recortando el gasto militar.

"Debemos incrementar nuestros lazos comerciales y económicos. A pesar de la crisis, nuestro intercambio comercial nunca dejó de crecer", dijo Hollande después de que funcionarios firmaron varios acuerdos bilaterales.

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, agradeció a Hollande su apoyo en los esfuerzos de Brasil por reforzar el control global de internet después de las acusaciones de que Estados Unidos espió a ambos países y las comunicaciones personales de la mandataria.

La disputa diplomática entre Brasil y Estados Unidos por las acusaciones podría impulsar las posibilidades de Dassault de obtener el contrato por los aviones.

Algunos funcionarios brasileños dijeron que era difícil sellar un acuerdo con un país en el que no se puede confiar.

Consultado sobre el contrato de defensa, la ministra de Comercio francesa, Nicole Bricq, dijo: "Es una decisión soberana de Brasil y sabemos que enfrentamos competencia". La funcionaria declinó decir si Hollande y Rousseff discutieron el acuerdo por los aviones.

Antes del escándalo de espionaje, que llevó a Rousseff a cancelar una visita de Estado a Washington en octubre, Boeing aparecía como el favorito en la carrera.

En lo que algunos consideraron una señal de relaciones más frías con Estados Unidos, Brasil eligió un consorcio liderado por la francesa Thales para construir y lanzar un satélite para ayudar a proteger las comunicaciones del país sudamericano.

El contrato tiene un valor de 600 millones de dólares y se espera que el satélite sea lanzado en 2016.

Hollande está acompañado por el presidente y presidente ejecutivo de Dassault Aviation, Eric Trappier. El empresario dijo a Reuters que su compañía continúa en la carrera por el contrato brasileño y "está presionando duro a favor de nuestros jets en las conversaciones con funcionarios aquí".

El ejecutivo reconoció que la fricción entre Estados Unidos y Brasil podría aumentar las posibilidades de su empresa.

Un funcionario del Gobierno brasileño dijo bajo condición de anonimato que las ofertas de sociedad con Francia para construir submarinos y helicópteros y las promesas para compartir tecnología habían dado a Dassault una ventaja en la competencia para renovar la antigua flota de aviones de combate de Brasil, pero que el precio seguía siendo un punto conflictivo.

CONVERSACIONES COMERCIALES MERCOSUR-UE

Otro punto clave de conversación en la reunión incluyó los esfuerzos por relanzar las negociaciones comerciales entre la Unión Europea y el bloque comercial Mercosur, que está integrado por Brasil, Argentina, Uruguay, Paraguay y Venezuela.

Los grupos comerciales se están preparando para intercambiar ofertas para abrir los mercados en un pacto que contemplará a 750 millones de personas y 130.000 millones de dólares en comercio anual.

Los europeos han pedido al bloque comercial sudamericano que posterguen la fecha para el intercambio de ofertas a enero después de fijar un plazo límite a fines de diciembre.

Funcionarios brasileños señalan el rechazo de Francia a reducir subsidios a sus agricultores como una de las razones por las que las negociaciones colapsaron hace una década.

"Estamos consolidando nuestra propuesta. Esperamos que la Unión Europea pueda presentar su oferta lo antes posible, incluso si no puede hacerlo este año", dijo el ministro de Comercio, Fernando Pimentel, a representantes empresariales franceses en Brasilia.

Francia es el sexto mayor inversor extranjero en Brasil, con negocios en los sectores de petróleo, automotriz, electricidad y minorista. (Editado en español por Lucila Sigal)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below