29 de octubre de 2012 / 18:23 / hace 5 años

BREAKINGVIEWS-La ley finalmente da alcance a Argentina

3 MIN. DE LECTURA

(El autor es un columnista de Reuters Breakingviews. Las opiniones en esta columna son personales)

Por Reynolds Holding

NUEVA YORK, 29 oct (Reuters Breakingviews) - El estado de derecho finalmente posó sus garras sobre Argentina.

El país ha estado usando un confuso lenguaje legal para dar la espalda a los acreedores que rechazaron sus ofertas de canje de deuda. Como predijo Breakingviews, una corte de apelaciones de Estados Unidos le ordenó al país pagarles argumentando que la promesa de tratar igualitariamente a todos los tenedores de bonos es completamente clara.

En vez de generar un caos en los mercados, el fallo debería alentar en el futuro el crédito al país porque da garantías de que los términos de un contrato deben ser cumplidos.

A lo largo de una década, Argentina se ha burlado del fondo de cobertura Elliott Associates y de otros acreedores que rechazaron los intercambios de bonos propuestos por el Gobierno.

De hecho, la segunda economía más grande de Sudamérica aprobó leyes que prohíben realizar pagos a los que siguen reclamando.

Un panel de tres jueces decidió por unanimidad que esas leyes, así como las declaraciones que hizo el país en los prospectos de las ofertas y otros documentos oficiales, rompieron la promesa de Argentina de tratar a todos de la misma forma.

La sentencia mantuvo activa la orden que impide al país pagar a cualquier tenedor de títulos sin abonar a Elliott.

La corte también confirmó en su esencia que la orden aplica para el fideicomiso con sede en Nueva York que actualmente está haciendo los pagos. Ese es una forma novedosa y potencialmente poderosa para obligar a un deudor a pagar sus obligaciones.

Los críticos del fallo aseguran que viola la ley de Estados Unidos que impide que un tribunal embargue activos de otros países. Pero lejos de tomar la propiedad, el fallo simplemente mantiene a Argentina atada al contrato.

Esta es una medida apropiada, dado que la nación casi seguro habría ignorado cualquier pedido de los acreedores para recibir compensaciones por daños.

Además, Argentina es un aprovechador desafiante, por lo que su caso no puede trasladarse fácilmente a otros países como Grecia.

Eso debería tranquilizar a los países que temen que la interpretación que hizo la corte de la cláusula de tratamiento igualitario -una exigencia típica de los acuerdos de deuda soberana- termine debilitando las reestructuraciones.

Al mismo tiempo, la mayoría de ese tipo de contratos ahora contiene artículos que limitan estrictamente el poder de los tenedores que rechazan las ofertas de canje.

Los jueces cuestionaron la mecánica de pago de algunos bonos y devolvieron el caso a la corte de menor nivel para que sean clarificados.

Argentina también podría apelar.

Pero el mensaje que envió esta corte -que está entre las de mayor autoridad para casos de deuda internacional- casi seguramente se mantendrá firme: es realmente posible ganar en un caso contra un país. Aún para las naciones, un acuerdo es un acuerdo.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below